El Imperio del Vino

vino en pide tu vino

A partir del siglo II a. C. los romanos toman el relevo de los griegos y, con su característica capacidad de organización, dan nuevos impulsos al cultivo de la vid, utilizando los valle de los grandes ríos (Ebro, Duero, Tajo, Guadiana) para colonizar con vids el interior de la península Ibérica. Entre los tratados de agricultura escritos por grandes autores romanos, el mas preciso y amplio en lo que se refiere a la viticultura es el escrito por un gaditano, Lucio Columela, en el siglo I d.C., titulado De Re Rustica.

El viñedo y el vino ibérico alcanzo en la época romana una gran importancia: las técnicas de cultivo y elaboración tradicionales (poda, recolección, utilización de tinajas para la fermentación) han perdurado con pequeñas variantes hasta bien entrado el siglo XX en la mitad sur de España.

En cuanto al resto de Europa, el empuje de las regiones romanas llevó al cultivo de la vid hasta las laderas del Rin y de la Mosela en Alemania o las de Danubio en Europa oriental, pasando antes por el Ródano francés y la hoy poderosa región de Burdeos.

A lo largo del oscuro y largo periodo que es la Edad Media, el valor sobrenatural que el vino representa en la liturgia cristiana resulta decisivo. Los monjes crean en 1120 una nueva cultura del vino centrada en sus monasterios románicos que arranca en Borgoña y llega hasta las márgenes del Duero. Más tarde, en el siglo XVI, la alcanzarán los de Rueda y, mucho después, los de las riberas altas del mismo río, hoy conocida como Ribera del Duero.

Recopilación de varias fuentes, el mundovino.com entre otras

http://www.flordesalvinos.com/

http://www.cmseo.es/